Videos, Entrevistas, Podcasts y Charlas

Buscar

En el Día de los enamorados, nos invito a ser más EGOCÉNTRICAS

Aprovecho San Valentín, el Día de los Enamorados, para invitarnos a ser un poco más egocéntricas, si leíste bien: egocéntricas!


Fuimos educadas para funcionar y satisfacer las necesidades y expectativas de otros. Modeladas por el deseo de los demás, muchas veces nuestra idea de completitud esta definida por las reacciones y sentimientos que somos capaces de generar.


La celebración de esta fecha me hace pensar en el ideal de estar completas cuando hay un otro: una pareja, los hijos, los nietos…


Hoy nos invito a ser un poquito más egocéntricas –en el buen sentido del término-. A ponernos en el centro de todo lo que hacemos. A conectar con nuestro deseo y vincularnos desde allí con los demás, a decir cuando no queremos algo, a articular claramente aquello que deseamos y a dar los pasos para que suceda.


En una etapa en donde los hijos ya no dependen de nosotras y la pareja -si hay una- ya no siempre nos complementa (si sucede, que bueno!), ponernos en el centro total y absoluto de nuestras vidas implica un re-acomodamiento de valores y actitudes. Implica pensar en que me hace feliz y que necesito YO AHORA.


Atenti! ser un poco egocéntrica no es fácil, lleva trabajo, pero brinda 2 grandes beneficios:

-La seguridad y alegría de sentirte completa como individuo, más allá de los demás

-Los intercambios con otras personas importantes de tu vida, van a ser más gratificantes.


En el día del amor, empecemos por nosotras!